jueves 20 de junio de 2024
10.3 C
Mar del Plata
INVESTIGACIÓN

Abusos sexuales, cocaína en paquetes de yerba y denuncias cajoneadas: detalles de una causa que estremece

El jefe de sanidad del complejo penitenciario ingresó droga al penal. Una vez fue descubierto pero la denuncia nunca llegó a la justicia.

|

Los abusos fueron cometidos en el área de sanidad de la Unidad Penal Nº15.

El expediente de la causa que se le sigue al jefe del área de sanidad del complejo penitenciario de Batán, no deja de sorprender por la cantidad de delitos que exhibe. A los abusos sexuales se le suma la acusación de haber ingresado drogas al penal y las sospechas de que las autoridades penitenciarias cajonearon denuncias internas que daban cuenta de las acciones que cometía el imputado.

La fiscal María Florencia Salas, a cargo de la investigación que tiene como imputado al jefe de Sanidad del Complejo Penitenciario de Batán, realizó una conferencia de prensa y brindó detalles de la causa. «Tenemos declaraciones de uno de los internos que este hombre ingresó en paquetes de yerba Andresito, entre 300 y 400 gramos de cocaína, con marihuana y psicotrópicos y el modus de ingresarlo era que familiares de los detenidos compraban la droga y se le acercaban al jefe de Sanidad que luego lo ingresaba al penal con total impunidad».

Según consta en la causa, en una de las oportunidades que intentó ingresar droga al penal fue descubierto y se inició una expediente interno. Pero ese delito nunca fue denunciado ante la justicia.

Lo que los investigadores tienen por probado es que Juan Carlos Salas, utilizaba esa droga como prenda de intercambio para obtener «favores sexuales» de algunos internos. La justicia lo detuvo ayer a la tarde por los delitos de abuso sexual gravemente ultrajante y abuso sexual agravado por acceso carnal contra dos internos que cumplen condena en la unidad penal 15.

La fiscal no descarta que puedan aparecer más denuncias teniendo en cuenta que los abusos sexuales habrían sido cometidos desde hace años. El expediente cuenta con testimonios de trabajadores del área de sanidad que cuentan que desde 2015 se podía ver a Salas ingresar con un interno a su oficina y que acto seguido se escucharan gemidos y ruidos sexuales.

«Lo cierto es que dentro del penal sabían que esto ocurría, desconocemos quienes son las personas que permitían que todo esto permanezca en las sombras, oculto y no se haga publico», explicó la fiscal.

En ese sentido, la funcionaria agregó que las personas que querían hacer las cosas bien también lo sabían y por eso hubo informes y denuncias internas que no llegaron a la justicia. Entre los investigadores existe la sospecha que esas denuncias fueron cajoneadas.

Juan Carlos Salas fue detenido ayer y hoy se negó a declarar. Continuará detenido.

Juan Carlos Salas trabaja en el área de sanidad del complejo penitenciario de Batán hace poco más de 10 años. Su puesto estratégico le permitía acceder a los legajos personales de los internos y a los informes psicológicos. «Ahí tenía la vulnerabilidad de los internos a la vista. Sabía cual era el problema de cada joven y por ahí entraba», explicó la fiscal.

Si bien todo parece indicar que este tipo de abusos ocurrían hace mucho tiempo dentro de la cárcel, la fiscal Salas comenzó la investigación hace un mes cuando recibió la primera denuncia de un interno que durante una audiencia en el Juzgado de Ejecución Penal Nº1 contó lo que había pasado. En ese instante, el juez Ricardo Perdichizzi ordenó la investigación penal.

El segundo caso llegó a la fiscalía a raíz de una presentación que hizo la Comisión Provincial por la Memoria. La fiscal contó que el operativo de detención tuvo que ser adelantado porque un interno que supuestamente iba a declarar en contra de Salas, decidió no hacerlo y cuando regresó al penal le contó al imputado que lo estaban investigando y fue premiado por el jefe de sanidad con una importante cantidad de pastillas.

El acusado fue detenido ayer cuando salía de su casa rumbo al complejo penitenciario. Una comisión de la Dirección Departamental de Investigaciones (DDI) lo interceptó en la zona de Falucho y Santiago del Estero. Pasó la noche en el destacamento policial de Balcarce y hoy fue trasladado a Tribunales. Asistido por un abogado particular, se negó a declarar.

Seguir leyendo:

TEMAS RELACIONADOS:

Visitá nuestras redes

Espectáculos

Internacionales

Deportes